Viajar a Cuba

Cuando aún te encuentras en el camino, surcando el cielo atlántico que separa Europa de América, ya comienza a llegar a tus oídos los cantos de alabanza de los que la conocen... el nativo que regresa de una visita familiar, el turista que repite su visita, el empresario de astuta visión comercial, el tripulante de la compañía aérea... todos ellos contribuyendo con sus diversas opiniones y experiencias a ampliar la información que ya previamente habías recopilado.

Vuelo sobre el Oceano Atlántico


De esta manera, el viajero siempre ávido de nuevas vivencias, comienza a imaginar la cita con Cuba, como si del encuentro con una esplendida amante se tratara, una amante ahora venida a menos economicamente, pero que sin duda conserva toda la esencia de su encanto, alegría  y elegancia.
Cuba, un mito para los que aún no la conocen, un sueño realizado para los que la visitan y una realidad para los que la viven cada día, es sin duda unos de esos destinos  a los que se debe viajar al menos una vez en la vida... y posiblemente, tal como le sucede a la mayoría de los que la conocen, ya siempre soñaras con volver de nuevo.
Viajar a Cuba hoy día, es asequible para todo tipo de viajeros y de "bolsillos", aquí les dejo un interesante enlace de vuelos baratos a Cuba, por si deciden dar el paso y conocer esta isla del Caribe, sin interpretaciones de terceros, porque a mi entender, Cuba debe ser experimentada y sentida a través de las sensaciones propias de cada viajero.

Plaza 13 de Marzo y Museo de La Revolución en La Habana
Viajar a Cuba, la isla ensoñada, la isla de esplendidas playas y esbeltas palmeras, visitar los cayos rodeados de azules y trasparentes aguas, observar la fauna autóctona, delicia de naturalistas y ornitólogos, bañarse entre delfines y deleitarse con la exquisita pesca de la zona ó degustar las mejores langostas del Caribe, con el ritmo de la música cubana como fondo... es un sueño que bien vale la pena materializar.
Recorrer las calles de La Habana (declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco) ó de cualquiera de los pueblos y ciudades del interior ó de la costa, es también en cierta manera, como viajar en el tiempo hasta los pasados años sesenta, tanto por el estilo arquitectónico de sus edificios como por su "milagrosamente" conservado parque movil, esos antiguos modelos de coches americanos que tanto nos llaman la atención.
Cuando estes en la Habana, no dejes de tomarte un "mojito" en la Bodeguita del Medio y al atradecer dirígete a La Floridita para degustar un "Daiquiri" ...siguiendo los pasos de Hemingway, que con su frase:  "Mi mojito en La Bodeguita, mi daiquirí en El Floridita", ha influido en el ánimo de los millones de turistas que han visitado la isla.

Familias cubanas al atardecer en el Malecón de La Habana
Como ya he indicado, los atractivos naturales de la isla de Cuba, son muchos y variados, pero sin lugar a dudas, uno de sus valores más destacables, es el carácter hospitalario y desenfadado de sus gentes... al menos esta es mi apreciación personal, consecuencia del trato con cubanos y cubanas, no solo en la isla sino en cualquier otra parte de la geografía mundial, donde he podido compartir relaciones de trabajo, amistad ó esparcimiento.



La Gente de Cuba
Y es que esta isla del Caribe no dejará de sorprenderte, sus idílicos paisajes caribeños de amplias y blancas playas, la frondosidad y exhuberancia de la vegetación en su paisaje, el carácter culto y afable de los cubanos, la capacidad de adaptación y de superación de este pueblo multiracial ante los aconteceres diarios, siempre con una sonrisa en la boca, el ritmo, la música y la belleza de sus mujeres, de seguro que dejarán una imborrable huella en tu espíritu viajero.

+ sobre Cuba en este blog
Historias en La Habana
Gente de Cuba