Pasión por la aeronáutica


Bimotor en El Berriel, Gran Canaria
Volar…uno de los más ancestrales anhelos de la humanidad, para poder observar la Tierra, desde la perspectiva de los Dioses. Una actividad, que se hace posible hoy día, gracias al ingenio humano…el mismo ingenio que hace que la humanidad, no se conforme con la simple adaptación al medio natural en el que vive, sino que por el contrario, pretende dominarla y en esa lucha de poder, transformamos y deterioramos el entorno de nuestro mundo, la mayoría de las veces de manera irrecuperable. 




Una nueva visión desde el aire, con la observación de los paisajes desde una nueva dimensión, nos invita a reflexionar sobre la magnífica Obra que se nos ha legado y la conveniencia de protegerla. La pasión por la fotografía y la aeronáutica,  me ha llevado a especializarme en la apasionante y no exenta de riesgos, fotografía aérea.


Desde que en los años 80, inicié mis primeros pasos en la escuela de pilotos de Los Rodeos en Tenerife, me interesé vivamente por las nuevas posibilidades que esta actividad me ofrecía en el campo de la fotografía y desde esos primeros momentos, los trabajos aéreos se han sucedido de manera constante, especialmente en las islas Canarias, habiendo sobrevolado cada una de ellas, incluidas las islas menores, para realizar reportajes de fotografía aérea de diferentes índoles.  Avionetas, helicópteros y hasta globos aerostáticos, han sido mi montura para la realización de esta apasionante actividad.

Fotografía aéra de Canarias