Palacio y Bagh de Samode

Entrada principal y jardines del palacio de Samode
A tan solo 42 kilómetros de Jaipur, se encuentra la pequeña población de Samode, primera parada documental de mi ruta por Rajasthán. Nada más iniciar nuestro camino hacia las instalaciones de la fortaleza y palacio de Samode, actualmente convertido en hotel de lujo, nos encontramos con el Samode Bagh, una extensa superficie cerrada con extensos jardines donde se cultivan árboles frutales y flores, que sirven de marco a unas atractivas instalaciones de arquitectura irano-islámica, construidas hace 250 años para uso de la familia real de Samode y que ahora se ofrece como campamento hotelero para alojamiento en tiendas de campaña de lujo.

Imágenes del Samode Bagh
Durante la interesante visita que realizamos por las instalaciones del Samode Bagh, hemos disfrutado de un reconfortante chai calentito y de paso hemos aprendido que la palabra bagh, de origen persa, es usada para referirse a zonas cerrados de jardines y cultivos ornamentales. Terminado nuestro paseo por estos jardines, continuamos con nuestro ascenso hasta la zona montañosa, en la que se encuentra ubicado el Palacio Hotel Samode, y constatamos que dadas las características del camino de acceso, se hace necesario que los últimos 10 kilómetros se realicen en vehículos todo-terreno ó en burro, tal como nos recomendaban los nativos de la zona.

Caminos y puertas de acceso al palacio de Samode
Una vez llegados a las instalaciones del palacio, no dejo de admirarme y sorprenderme, observando la suntuosidad con que se evidencia que vivían estas privilegiadas familias de la nobleza rajastani, y pienso en lo interesante que sería alojarse en este palacio, para sentir en propia piel, la experiencia de vivir como un maharaja, aunque sea por un breve espacio de tiempo.


Ubicado en un protegido entorno natural, entre montañas y colinas, este renovado palacio, que fue residencia y campamento de caza para la aristocracia india y británica, cuenta con numeros, patios y terrazas ajardinadas, asi como con espacios arquitectónicos interiores de gran belleza, decorados con muebles y pinturas de la época, que le confieren al conjunto, un aire de leyenda y fantasía, que la prolífica industria del cine indio, ha aprovechado como decorado natural, para la realización de numerosas películas.


Terminada mi visita y ensoñaciones, y con la certidumbre de que habia valido la pena desviarse del camino hacia Bikaner, para ver estas fantasticas instalaciones, abandono el palacio de Samoade, para seguir con mi ruta por el estado de Rajasthán.


http://www.diariosdeunfotografodeviajes.com/2015/01/explorando-rajasthan-en-4x4.html
Explorando Rajasthán en 4x4
Ya llevaba más de dos semanas en Jaipur, mi trabajo como fotógrafo en la campaña medico-humanitaria, que me había llevado hasta la India, ya estaba realizado, me había permitido una escapada de dos días para llegar hasta la ciudad de Agra, con la intención de contemplar y disfrutar del majestuoso Taj Mahal y de sus alrededores, así que ya iba siendo hora de adentrarme en el interior de la región de Rajasthán... 
Ver artículos.